martes, 30 de agosto de 2016

Posible golpe, Bolivia resiste



La creación del caos, a través de trasnacionales que siguen observando a Bolivia como un Estado cliente de los Estados Unidos, conspira contra el presidente Evo Morales. El asesinato del viceministro del Régimen interior y Policía, Rodolfo Illanes, es prueba del recrudecimiento del caos, con la complicidad de la injerencia extranjera.

Escrito por: Ronnie Huete S.
Periodista internacional 
Activista de DDHH


30 de agosto de 2016. El primer presidente indígena latinoamericano del pueblo originario Aymara Boliviano, Evo Morales, está siendo atacado, junto a la democracia que vive la hermana nación de Bolivia.

El estado Plurinacional de Bolivia, se suma a la lista de Estados Latinoamericanos que están siendo objeto de desestabilización política y económica, como parte de las nuevas estratégicas de desestabilización, desde Washington D.C. 

Venezuela, Brasil y ahora Bolivia, son los estados latinos que están en la mira del imperio.

La creación del caos, a través de trasnacionales que siguen observando a Bolivia como un Estado cliente de los Estados Unidos, conspira contra el presidente Evo Morales. El asesinato del viceministro del Régimen interior y Policía, Rodolfo Illanes, es prueba del recrudecimiento del caos, con la complicidad de la injerencia extranjera.

Evo Morales, es un político, sindicalista, cocalero, activista y dirigente indígena aymara boliviano, elegido en 2005 como sexagésimo quinto presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, pero que ahora corre peligro de sufrir un golpe de Estado.

Y es que los millonarios recursos que acostumbraban a extraer varias trasnacionales en detrimento de la dignidad humana, de la población boliviana, ha sido una de las políticas que el gobierno de Evo Morales se ha enfrentado, para contra restar el capital extranjero y defender la soberanía de Bolivia.

En relación al tema, el sociólogo y politólogo, Jordano Miranda Sosa, es un ciudadano latinoamericano, originario del Estado de Bolivia, y con quien converse a través de una entrevista vía skype.

Miranda Sosa, menciona que la débil derecha opositora, y entreguista históricamente de la soberanía de Bolivia, es cómplice de este ataque contra Bolivia.

Este reducido grupo de oposición es representado por Samuel Doria Medina, y el multimillonario Carlos Valverde. 

Así como también, el ex presidente de Bolivia, Jorge Tuto Quiroga, quien es recordado por la población boliviana como un aprendiz de dictador y por cometer hechos que lo ligan con la corrupción.

El sociólogo Miranda, también describió, que Samuel Doria Medina, es un reconocido opositor, típico latinoamericano en mercadear con la soberanía de su país y  perteneciente al Partido político de oposición de Unidad Nacional (UN).

Por su parte Carlos Valverde es un periodista, mercenario de la información, quien se encuentra refugiado en Argentina y quien posee una deuda con la justicia boliviana.

Este ultimo monto un show mediático contra el Presidente Evo Morales, típico de las políticas editorialistas a favor de las oligarquías latinoamericanas, responsables de desinformar a la población de un Estado.

El también politólogo Miranda Sosa, afirmó que la transnacional conocida como Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (CONAMAQ), es una empresa minera cuyo 50 por ciento del capital es extranjero, y el otro es nacional.

Por tal motivo, la disputa se centra en los intereses que priman en esta minería, puesto que la mitad de sus trabajadores defienden al gobierno, y el resto al capital extranjero.

 Esto ha injerido en la desestabilización del gobierno legítimamente elegido de Bolivia.

“Bolivia se mueve en constantes protestas contra las transnacionales que desean el derrocamiento de Evo Morales, y sabemos que detrás de ellas están los gobiernos de Estados Unidos y la derecha de Chile” mencionó en la entrevista el sociólogo Jordano Miranda.

A su vez Miranda menciona que todos los días hay enfrentamientos masivos en defensa del proceso de cambio del Movimiento al Socialismo (MAS) y de su líder el presidente Evo Morales.

Según informes internacionales el salario mínimo en Bolivia se ha incrementado hasta 127 por ciento durante la gestión de Evo Morales, quien ha reivindicado a la clase obrera.

El salario mínimo de Bolivia, es el segundo mejor de América Latina, detrás del argentino.
 Hasta el año 2015, el gobierno boliviano se había programado construir 20 mil viviendas de las que se han entregado 8 mil.

El presidente Evo Morales, se propuso cumplir para el 2020 la construcción de 200 mil hogares.

Informes oficiales de Bolivia, describen que en lo que va de 2016, se tiene planificado invertir 318 millones de dólares para la construcción de 25 mil casas.

La organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO siglas en inglés) describe que debido a las políticas sociales del gobierno boliviano, para reducir la pobreza extrema, Bolivia paso de una tasa de 34 por ciento a 15,1% de pobreza.

Desde el inicio del gobierno de Evo Morales, ha hecho entrega de un millón 400 mil títulos de tierra a los campesinos e indígenas de Bolivia.

Estos son algunos de los logros el gobierno de Evo Morales ha logrado obtener.

En lo que va de la historia latinoamericana, estas políticas sociales no contrastan con los designios de las políticas neoliberales de extracción territorial, obedientes al nuevo orden establecido. 

Por tal motivo el cóndor estadounidense, hace lo posible por recuperar su antiguo estado cliente.

Sin embargo, la resistencia del pueblo boliviano, ante esta nueva injerencia del plan cóndor, ha logrado perturbar su vuelo, sobre las tierras bolivianas en donde se fortalece un nuevo ser humano, que lucha por mantener su emancipación.

El autor de este artículo es corresponsalía voluntaria de http://conexihon.hn la revista Caros Amigos editada en são Paulo, Brasil para Centroamérica, la organización Casa Mafalda São Paulo, Brasil , La Agencia informativa Latinoamericana Prensa Latina, Kaos en la red y El portal http://desacato.info y criterio.hn editado en Florianópolis, Brasil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario